Aprende sobre Préstamos con Garantía Hipotecaria

Cómo identificar un fraude al solicitar un préstamo hipotecario


Son muchas las personas que se sienten motivadas y seguras de solicitar un crédito hipotecario a pesar del periodo de contingencia que atravesamos. Y es que, no todo tiene que ser malo, existen circunstancias que realmente dan la oportunidad de hacer realidad un sueño como el de la casa propia en época de crisis. Esto se ve aún más potenciado a causas a las tasas de interés bajas, pero ¿sabías que incluso al querer pedir este tipo de crédito puedes caer en una trampa? Como ves, existe una razón de peso para tocar en el siguiente artículo dicho tema, y que aprendas cómo identificar un fraude al solicitar un préstamo hipotecario.

Los fraudes crediticios también existen

Los fraudes no se suelen mencionar muy a menudo, pasando a quedar en segundo plano. Pero es necesario que analices todas las aristas al pedir un crédito para comprar vivienda, porque además se está asiendo bastante recurrente. Ha llegado a manifestarse en tantas ocasiones, que instituciones como la CONDUSEF (Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros) ha comenzado a mostrar información a los usuarios para prevenir tales actos de delincuencia.

Lo más alarmante de todo esto, es que los defraudadores se encuentran suplantando la identidad de instituciones financieras, lo cual lo hace más peligroso y creíble. Por supuesto que su único fin es quedarse con tu dinero, por lo tanto, lo mejor es que puedas buscar asesoría especializada para evitar este tipo de problema.

¿Cómo se puede identificar un fraude al solicitar un préstamo hipotecario?

Asesoría para identificar fraude

Por suerte para la población mexicana, existen algunas maneras de identificar un fraude al solicitar un préstamo hipotecario, vayamos a ver cuáles son:

1. No pagues nunca por adelantado

Si el prestamista exige un pago por adelantado, de inmediato tienes que desconfiar. Debes tener listos tus sensores para salir corriendo cuando el prestamista te mencione que tienes que pagarle una suma de dinero por adelantado. La cual según su discurso seria par cubrir costes como la redacción del contrato; analizarlo; o traducirlo, pero por ningún motivo vayas a ceder.

2. Los prestamistas extranjeros son un riesgo

Esta acción es casi imposible, es muy difícil que una entidad financiera acceda a prestarte dinero si te encuentras fuera del país. De hecho, si te pones a buscar información o le preguntas a un asesor financiero, sabrás que uno de los requisitos principales es tener la nacionalidad o la residencia correspondiente al país, en este caso México.

3. Usurpar una identidad

Te entendemos perfectamente si no tienes el conocimiento de todos los prestamistas mexicanos, de hecho ese vendría siendo el trabajo delegado a tu asesor. De todas maneras, si vas a realizar los trámites por tu cuenta, lo mejor es que busques e investigues al prestamista con el cual estás tratando. Si llegases a observar que la empresa tiene un nombre extranjero o que el nombre de la misma no te suena para nada, entonces comienza a sospechar. Otro respaldo para no caer en este fraude, es buscar las opiniones de otros clientes.

4. Por escrito y con firma

Cualquier trámite que vayas a realizar con un prestamista debe encontrarse debidamente escrito y firmado. Esto principalmente si llegases a tener un problema, el documente será tu respaldo ante las autoridades. También asegúrate de que todas las condiciones del acuerdo estén en dicho documento firmado.

5. Desconfía de la información milagrosa

Esto puedo ocurrir tanto en las redes sociales como a través de los correos electrónicos. Si te encuentras con una oferta súper atractiva en lugares menos esperados, entonces tendrá que ser motivo de desconfianza. Otro aspecto que te ayudará a descubrir que es una estafa, es la redacción, generalmente esta información está mal redactada y con faltas de ortografía.

6. No facilites datos personales

Una entidad prestamista seria nunca te pedirás datos de tarjetas de crédito o documentos personales.

7. Las redes sociales no son una opción

Las redes sociales jamás serán una opción para realizar trámites financieros. Si te das cuenta que este es un requisito para obtener esa solución milagrosa por parte de la entidad, recházala inmediatamente.

Las estafas siguen en aumento

A pesar de contar con las debidas precauciones y que las autoridades estén al tanto de la situación, los defraudadores no se han detenido. En lo que va del transcurso del año, se han seguido reportando estas acciones indebidas, en las cuales el estafador se hace pasar por un ejecutivo de una institución reconocida ofreciendo créditos. Situación en la cual se te pide un adelanto por conceptos como los gastos de administración, o el pago de un seguro inexistente.

Ya van ocho instituciones financieras que han dado a conocer que su nombre se ha prestado para realizar fraudes. Por lo tanto, lo mejor es que te mantengas muy atento a las señales, siendo el mejor panorama la asesoría.

Cómo suelen operar estos estafadores

Los estafadores muchas veces suelen ser unos expertos de la suplantación, y esto te hará el trabajo de identificarlos mucho más difícil de lo que pensabas. Para que puedas seguir agudizando tus sentidos, te dejamos algunos modos que suelen utilizar para convencer a sus victimas:

  • Pedirte dinero por adelantado para “apartar” el crédito o pagar algunas comisiones.
  • Usar el logo, la razón social; e incluso la dirección de la entidad suplantada.
  • Emisión de documentos que no pertenecen a la institución real.
  • Al realizar el depósito, la persona busca contactar a la entidad, pero esto ya no es posible.
  • Algunos son más atrevidos y le piden a los usuarios a través de redes sociales información confidencial.

En conclusión, ahora puedes identificar un fraude al solicitar un préstamo hipotecario, y evitar que te pasen gato por liebre, tan solo debes ponerte en alerta y aplicarlos. Y recuerda, que ante cualquier actitud sospechosa por parte de la entidad financiera, lo mejor es que investigues bien, aún podrías estar a tiempo de salir airoso. Si necesitas mayor información, no dudes en contactarnos.


Préstamo con Garantía Hipotecaria - Cotiza Aquí
Prestamos con garantia inmobiliaria
¿Quieres mejorar tu educación financiera?

¿Quieres mejorar tu educación financiera?

Te has unido a nuestro boletín. ¡Te mantendremos informado!