Atención Lunes a Viernes 9:00 - 18:00
1-709-7730
Soporte
Ingresar
Tarjeta de crédito Testimonios Blog Soporte Testimonios Ingresar

Testimonio, escritura de compra venta, minuta ¿En qué se diferencian?

por | 04 Oct 2018 | Compra de Deuda Hipotecaria, Créditos Hipotecarios, Términos Básicos



Testimonio, copia de la compraventa, escritura, minuta, contrato… Los términos jurídicos nos confunden. ¿Sabes de qué te están hablando y dónde conseguirlos?

 

Te confieso que hubo un momento en el que yo me enredaba con los términos jurídicos más utilizados en el negocio inmobiliario. No entendía la diferencia entre testimonio, copia o escritura. Estudié un poco, le pregunté a un abogado especialista en el tema y aclaré todo.

 

Contrato de compraventa

Empecemos en orden. ¿Recuerdas lo primero que firmaste al cerrar el negocio de tu depa? Bien. Ese fue un contrato de compraventa. Podríamos decir que es un acuerdo entre las partes, el que vende y el que compra. En este documento se definen los términos del negocio: qué inmueble es, dónde queda, precio de venta, forma de pago, fecha de entrega, condiciones especiales y quiénes intervienen. El contrato es suficiente para que, por ejemplo, el constructor respete la venta y tú te comprometas con el negocio.

 

Minuta

El proceso legal avanza con una minuta. Este documento es normalmente elaborado por un abogado. Tiene más detalles sobre el inmueble que el anterior. Define los límites geográficos, el derecho sobre zonas comunes, la hipoteca a favor del banco con el que vas a tomar crédito. Y transcribe las condiciones del negocio acordadas en el contrato. La minuta tiene el objetivo claro de convertirse en escritura pública. Es el formato legal para enviarle a la notaría para que proceda a la escritura. Los firman las partes y el abogado.

 

La minuta se elabora como parte de:

 

  • El proceso de legalización del crédito hipotecario: este momento es muy serio. La elaboración de la minuta tiene costo, por lo tanto, es imperativo que la información que tenga el abogado sea cierta. Debes informar con tiempo si, por ejemplo, tu nueva pareja hará parte del negocio; quieres tomar un valor diferente en crédito hipotecario; o quieres cambiar la forma de pago. La firma puede suceder en las oficinas del constructor o en notaría.

 

  • Antes de la entrega de un inmueble usado: No es fácil que alguien apruebe entregarte un inmueble sin haber terminado de pagarlo. Sería un riesgo grande firmar una minuta, una escritura de un bien sin tener toda la plata asegurada. Si algo pasa, si la persona no quiere seguir pagando, ¡el bien ya fue transferido! En este caso, debe quedar muy claro en la minuta la forma exacta de pago y establecer las multas y garantías que creas necesarias.

 

  • Al terminar de recibir el pago y proceder a la entrega: Esta es la forma más común. Las partes deciden encontrarse en la notaría. El comprador entregará allí el dinero pendiente, se firmará la minuta y se procederá a la entrega. Es un momento que todo abogado y vendedor de bienes inmuebles declara como de alta tensión: es preciso que todos se presenten y que firmen antes de ir a la entrega.

 

Al momento de la firma, revisa bien estos datos:

 

  • Tu nombre debe estar bien escrito;
  • Tu número de DNI debe ser correcto;
  • El número del inmueble (piso, área);
  • El número de los estacionamientos y depósitos;
  • El banco con el que tomarás el crédito;
  • Las cifras del negocio.

 

Bien. Lo lógico es seguir con la escritura. Puede pasar algún tiempo entre la firma de la minuta y la firma de la escritura. No existe en Perú (creo que en el mundo entero es igual) ningún otro documento con más fuerza legal que una escritura. El texto será igual a la minuta (sin embargo, yo siempre leo y verifico los aspectos esenciales). Debes ir a la notaría a firmar.

 

Una vez firmada por las partes y el notario, la escritura entrará al archivo notarial. El original permanece allí. La notaría expedirá dos documentos:

  1. El parte notarial: este documento servirá para que Registros Públicos continúe con el proceso de titularización.
  2. El testimonio: es el que se entrega al cliente o a los titulares del negocio.

 

Podría decirse que el testimonio es lo mismo que la escritura o incluso algunas personas hablan de una copia de la escritura. Prefiero decirle testimonio. A la escritura pública también se le llama “testimonio de escritura pública”, a veces se le nombra “testimonio de compraventa”.

 

El testimonio es solicitado en todos los casos en los que hagas algún negocio con el bien inmueble. Guárdalo bien. Anota en alguna parte segura en qué notaría se firmó y el número de la escritura. Si, por cualquier motivo, debes solicitar una copia, podrás pedirla en la Notaría.

 

¿Quieres mejorar tu educación financiera?

¿Quieres mejorar tu educación financiera?

Te has unido a nuestro boletín. ¡Te mantendremos informado!