Aprende sobre Compra de Deuda Hipotecaria

Pasos para amortizar un crédito hipotecario

Si eres cliente de un banco y tienes un compromiso de crédito de vivienda con este, es necesario que sepas que puedes amortizar un crédito hipotecario. Por lo que tendrás la posibilidad de tener en tus manos el desglose de los pagos para que puedas acabar con dicha deuda a través de distintas alternativas. Pero, ¿qué quiere decir esto exactamente? Y ¿cómo se puede hacer?, descúbrelo en el siguiente artículo.

¿De qué se trata la amortización hipotecaria?

Técnicamente la llamada amortización, consiste en devolver al banco parte del préstamo para comprar casa. Aunque también se entiende en el área financiera como el pago total de dicha deuda antes de la fecha estipulada de vencimiento.

Cómo te has dado cuenta, en el apartado anterior hay dos tipos de amortización. La primera vendría siendo una amortización parcial, en la cual tendrás que abonar parte del préstamo. Lo cual te ayudará a disminuir el valor de cada mensualidad o poder reducir el plazo de tu deuda.

Por otra parte, la segunda opción, es conocida como amortización total. En esta debes pagar la misma cantidad del préstamo para terminar con la deuda. Este segundo caso no es muy popular ni llamativo, porque implica reunir una alta cantidad de dinero.

Pasos para realizar una amortización de crédito hipotecario

Los pasos que vamos a compartir contigo a continuación, te serán de bastante ayuda para amortizar un crédito hipotecario, pero antes de pasar a verlos en detalle, nos gustaría sugerirte que previo intentes amortizar con una sustitución de hipoteca. Esta sugerencia te podrá servir bastante para reducir la cantidad de intereses por pagar.

Luego de la sustitución, sigue los siguientes pasos:

  • Cada vez que adquieras recursos adicionales abónalos al pago de la hipoteca.
  • Otro paso bastante importante, es que en cada mensualidad logres pagar un poco más del valor de la cuota, disminuyendo poco a poco el número de cuotas.
  • Optar por una amortización parcial para poder pagar menos cada mes. Aunque te aliviane bastante el bolsillo, solo será una alternativa conveniente si tienes otras deudas mensuales con el banco, como una tarjeta de crédito.
  • Elige siempre la opción de “pago de capital” y no la de “adelanto de mensualidades”. Así ahorrarás más intereses.

Como ves, amortizar un crédito hipotecario no es tan complicado si das prioridad a los pasos anteriores.

Trasladar hipoteca