Aprende sobre Compra de Deuda Hipotecaria

¿Se puede cambiar la vivienda teniendo hipoteca?

Como todo en la vida, existe variedad de situaciones que pueden hacer que debas cambiar tus planes iniciales. Esos mismos imprevistos son los que pueden llegar a hacer que aún te encuentres pagando una hipoteca actual y tengas que sí o sí cambiarte de casa. Pero, ¿es esto posible?, ¿se puede cambiar la vivienda teniendo hipoteca?

Para poder aclararte este tema relevante pero poco frecuente, te tenemos preparado el siguiente artículo. Tómate el tiempo de leer en detalle la información que en Rebajatuscuentas hemos recopilado. Y si te encuentras en esta situación, sigue nuestras recomendaciones, te aseguramos podrás solucionar esto a tu favor.

Adaptándote a nuevas necesidades                   

Tal cual te lo mencionábamos en el apartado anterior, una de las razones principales para decidir cambiarse de casa puede ser el hecho de que por distintos motivos, como el laboral, ya no puedas seguir viviendo donde estás actualmente. Pero también se puede dar la situación, de que tengas que comprar otra casa porque el lugar en el cual te encuentras ya no satisface o ya no cumple las expectativas que tenías al inicio. Todo esto es totalmente válido, por ello existen algunas soluciones.

Y si te tomas el tiempo de buscar en internet, te darás cuenta que no hay mucha información al respecto, ya que los casos son bastante menores en porcentaje, por ejemplo, al traslado de hipoteca. Y como se vuelve un tanto complejo poder entender el tema, queremos guiarte de la mejor manera, presta mucha atención.

Cambiar de vivienda teniendo hipoteca, ¿es posible?

Antes de continuar, tienes que tener claro que cambiar de vivienda teniendo hipoteca sí es posible, y esto principalmente gracias al trámite existente llamado compra de deuda hipotecaria. ¿Sabes que es la compra de deuda hipotecaria?

  1. Compra de deuda hipotecaria

Antes de pasar a la explicación técnica, ten presente que esta vendría a corresponder a una de las soluciones del cambio de vivienda mientras estás pagando la hipoteca de la misma (más adelante te mostraremos otras dos alternativas).

La también conocida como compra de cartera hipotecaria, lo que hace, es que te da la posibilidad de pedir un crédito hipotecario nuevo al banco, ya sea para comprar la casa nueva o para ir pagando el crédito existente. Y aunque se vea una solución muy acertada (y lo es), depende netamente de tu situación financiera. Ya que, ahora estarás pagando dos hipotecas, entenderás que si no cuentas con la solvencia económica para sostener ambos pagos, tus finanzas personales se podrían ir al suelo.

Por ello, si crees es una buena opción para ti, analiza bien primero si tus finanzas y tu situación laboral te lo permiten.

  1. La hipoteca puente como solución

Hipoteca puente

No solo tienes en tus opciones el pedir un nuevo crédito al banco, el cual tiene sus restricciones. A la par, si así lo deseas, puedes solicitar una hipoteca puente. ¿De qué se trata este tipo de hipoteca?

La hipoteca puente te beneficia en que la entidad bancaria te dará otro préstamo con el que podrás comprar otra casa. Esto antes de que hayas vendido la primera. Por lo tanto, si tienes pendiente tu hipotecar igual tendrás la oportunidad de recibir dinero para otra casa. ¿Quieres conocer el funcionamiento de la hipoteca puente?

El funcionamiento es sencillo, al momento de recibir tu hipoteca puente, que en otras palabras corresponde a un préstamo hipotecario, tienes en tu poder financiamiento temporal hasta que logres vender tu vivienda actual. Al momento que esto ocurra, se cancela automáticamente la parte del préstamo de esta vivienda y se pasa a formalizar la hipoteca del nuevo inmueble. Como puedes ver, no tendrás que esperar a que se venda tu casa para poder cambiarte a la nueva. Además, en la hipoteca puente, no te enfrentas a intereses más elevados.

  1. Vender tu vivienda para comprar otra

Una tercera alternativa, es que vendas tu casa, por lo que esperes a que se venda para poder comprar la otra. Esta es una buena opción, pero no eficiente para los mexicanos, ya que es relativo el tiempo que tardes en conseguir que te compren la casa. Si no tienes apuros por cambiarte, entonces considérala, pero si tienes que cambiarte lo antes posible (que es lo que ocurre en la mayoría de los casos de nuestros clientes), será mejor que analices las soluciones anteriores.

¿Existe algún requisito para cambiar de vivienda teniendo hipoteca?

Lo cierto, es que no es ni tan complejo ni tan fácil poder cambiar de vivienda teniendo hipoteca. Depende de la situación en la cual te encuentres, por lo general, los bancos te van a pedir lo siguiente:

  • Estabilidad laboral: no debería sorprenderte este requisito, esto porque te lo pedirán cada vez que quieras realizar un trámite en el banco. Ellos necesitan asegurarse que estás capacitado para poder devolverles el dinero. Junto con esta estabilidad, está el que puedas demostrar antigüedad en tu trabajo.
  • No tener hipotecas pendientes: en este requisito nos referimos a que no tengas atrasos con otra hipoteca en relación a los pagos. Si este es tu caso, lo cierto es que la institución financiera no te tomará muy en cuenta para ser aprobado.
  • Contar con ahorros: es difícil encontrar un banco que te financie en un 100%, por eso tienes que tener ahorros para hacer el pago inicial.

En resumen, cambiar de vivienda teniendo hipoteca es completamente posible. Lo que entrará en juego será principalmente tu solvencia económica y la opción que creas sea la más conveniente para ti.

Esperamos haber podido ayudarte con esta guía completa, y recuerda que si necesitas ayuda con este tipo u otro tipo de trámites financieros, en RebajaTusCuentas.com tenemos a los asesores mejor preparados del país, ¡contáctanos!     

Sustitución de Hipoteca