Aprende sobre Educación Financiera

El impuesto sobre la renta por adquisición de bienes

Cuando se compra una vivienda existe el impuesto sobre la renta por adquisición de bienes o inmuebles, que se debe cancelar. Se designa con las siglas (ISAI) o impuesto de traslado de dominio y se recauda en todas las entidades federativas del gobierno.

 El porcentaje del impuesto es del 2% en casi todos los casos, pero se calcula de acuerdo al estado en que se encuentre. Por ejemplo, en Ciudad de México se llega a aplicar el 5.8%, mientras que en otros estados no influye sino hasta un 2%. Existen estados como Coahuila y Nuevo León, que son exentos de este impuesto. Su causa por exención es compra por la muerte del titular o que puede ser una donación del inmueble.

Se debe mencionar que este impuesto se calcula sobre el valor mas alto de la transacción. Al pagar este impuesto, el comprador se da de alta ante Hacienda, como propietario del inmueble. Este paso es muy importante para demostrar al gobierno que si se pago y que fue presentado por el notario.

Documentos necesarios para el pago del impuesto 

Como se menciona anteriormente, el impuesto de ISAI, debe ser cancelado por el comprador, ya que, es un beneficio. Se hace sobre toda compra de inmuebles como, casa, departamento, terrenos, oficina, bodega y otros. No se tiene en cuenta si es antigua o ha sido poseída antes por varios propietarios. Para realizar el pago y continuar con el proceso de adquisición se debe contar con ciertos documentos:

Mudar hipoteca (pagar menos hipoteca)
  1. Documento del valor catastral para tramites notariales
  2. La escritura pública del inmueble
  3. La nota declaratoria del impuesto firmada por el contribuyente o el notario
  4. Identificación oficial del vendedor
  5. Comprobantes en donde se muestre el nombre del vendedor y la dirección del inmueble en venta.

Fe publica sobre el impuesto en adquisición de bienes

Es necesario e importante efectuar todo este proceso ante un notario, que pueda dar fe sobre la negociación en forma legal y jurídica.

El notario debe redactar un documento de traducción de propiedad del bien inmueble. Esto lo hace con imparcialidad, ya que, certifica que las personas involucradas son las que tenían que estar en la negociación. Ratifica y aclara que el vendedor esta realizando la venta por sus propios medios y responsabilidad. Y también por parte del comprador que efectuó la transacción sin ningún inconveniente.

Lo mejor…es presentar como propietario y ciudadano de México todos los impuestos legalmente. Dar de alta el buen nombre y contribuir con las buenas inversiones del gobierno al pagar impuestos.





Financiamiento para casa MX
Crédito liquidez con garantía inmobiliaria