Aprende sobre Préstamos con Garantía Hipotecaria

¿Qué significa una calificación de riesgo alto en un préstamo?

Las calificaciones de riesgo en un crédito hipotecario como en un préstamo son sumamente relevantes para ver si realmente te encuentras apto a ser candidato. Por eso, además de todos los demás aspectos a tener en cuenta como: tu capacidad de endeudamiento; en el caso del préstamo con garantía, que seas propietario de una casa; o que el banco realmente te ofrezca lo que buscas, tienes que tener claro qué significa tener una calificación de riesgo alto en un préstamo.

Pero por ello no te vayas a estresar, porque a continuación te explicaremos en detalle de qué se trata y qué puedes hacer. ¿Listo para conocer un nuevo requisito para ser candidato a un préstamo?

El temido Buró de Crédito                           

Cuando se habla del puntaje o calificación en un préstamo con garantía o un crédito para comprar casa, se habla básicamente de lo mismo. Debes asociarlo de forma inmediata con el temido Buró de Crédito. Y no es exagerado que lo llamemos así, ya que finalmente, si no eres bien visto ante los ojos de esta Institución no podrás optar a un préstamo.

Es precisamente el Buró de Crédito quien te califica u otorga el llamado “score”. El cual es parte de los requisitos para poder recibir la aprobación de la entidad bancaria al momento de querer recibir ese ventajoso préstamo. Pero ¿qué quiere decir que tengas una calificación de riesgo alto?

¿A qué se refiere la calificación de riesgo alto en un préstamo?

El Buró de Crédito te va a calificar según algunos parámetros que pasaremos a revisar en un momento. Pero, para que te vayas haciendo una idea, el tener una calificación de riesgo alto en un préstamo no es nada bueno. Por lo tanto, tu principal objetivo será mejorarla si realmente quieres concretar tus metas.

Tipos de calificación del Buró de Crédito

Las calificaciones para tu suerte cambian constantemente según tu comportamiento con los pagos o deudas que tengas. Pero si hablamos de un puntaje riesgoso, quiere decir que tienes prácticamente nula posibilidad se ser un buen candidato para recibir un préstamo bancario. Es más, la descripción que hace el Buró en cuanto a este tipo de score es que necesitas mejorarla, porque más del 50% de la población mexicana tiene una mejor calificación. En cuanto al puntaje, este va entre los 300 y los 550. Como ves, no se trata de llegar y pedir un préstamo, además tienes que tener todas tus cuentas en orden.

Tipos de calificaciones

Ahora que entiendes que este tipo de calificación es la peor que podrías llegar a tener ante el Buró Crediticio, veamos cuáles más existen. Pasemos a revisarlas en orden de peor a mejor, luego del riego alto también catalogado como puntaje bajo vienen:

  • Regular: donde tu comportamiento es visto como intermitente y donde la misma institución te dirá que la mitad de la población tiene un score mejor. La puntuación va de 550 a 650.
  • Buena: aquí el panorama se ve más auspiciosos si quieres pedir un préstamo con garantía, ya que tu calificación se encuentra por sobre el promedio, y tan solo un 25% de los mexicanos tiene sobre esta calificación. El puntaje al que corresponde es entre los 650 y los 700.
  • Excelente: esta calificación que tiene puntajes de 700 a 850 te describe con un comportamiento admirable frente a las instituciones financieras, contando con el score crediticio más alto.

¿Cómo logra determinar tu calificación el Buró de Crédito?

Puede que sientas que es un total misterio saber cómo realmente el Buró determina tu calificación. Pero realmente no es nada del otro mundo, ellos se encargan de tomar cinco parámetros de comportamiento financiero:

  1. Tu historial de pago: el banco quien pide este historial al Buró Crediticio para ver qué tan confiable eres al realizar los pagos. Ahora, tampoco se trata de que pagues siempre el mínimo, porque esto lo verán como que tienes dificultades para pagar, siendo riesgoso otorgarte el préstamo.
  2. La antigüedad con los créditos: para el Buró es fundamental que cuentes con un historial de créditos, de hecho, esto aumenta tu puntaje.
  3. Tener varios créditos: esto quiere decir en otras palabras, que cada vez que pides un crédito, tu historial crediticio es consultado, y esto queda registrado en el Buró, por ende, si el banco observa que tu historial ha sido consultado frecuentemente, además de que tu puntaje baja, no eres un buen candidato a un crédito, porque será interpretado como que no tienes dinero.
  4. Tener distintos créditos: por una parte, no es bueno que pidas muchos créditos si no los vas a usar, esto podría bajar tu calificación. Pero por otra parte, si realmente sabes combinar estos créditos, el Buró y el banco podrá evaluar el nivel de organización que tienes, y esto podría beneficiarte al pedir un préstamo.
  5. No abuses del límite: puede que adquieras deudas porque realmente no tienes problemas en pagarlas. Pero mantener tu línea de crédito al límite por largos periodos si podría llegar a jugarte en contra. Esto, porque serías calificado con riesgo de sobreendeudamiento.

En resumen

En resumen, saber si tienes una calificación de riesgo alto en un préstamo es crucial para saber si realmente eres el prospecto adecuado. Nuestra recomendación principal, es que antes de buscar cuál es el mejor banco para pedir un préstamo, veas cómo se encuentra tu calificación en el Buró de Crédito. De esta forma te ahorrarás visitas innecesarias y tendrás el tiempo adecuado para mejorarla y no ser rechazado por el banco.

Si crees que este requisito para pedir un préstamo te complica un poco, no dudes en contactarte con nosotros para recibir la mejor ayuda y asesoría.

Crédito liquidez con garantía hipotecaria